miércoles, 9 de marzo de 2011

Película 237 # Año 8


Cinco Minutos de Gloria
10 y 11 de Marzo
Sala Avenida - Jaraíz de la Vera
21:00 Horas


DIRECTOR
Oliver Hirschbiegel

GUIÓN     Guy Hibbert

MÚSICA     David Holmes

FOTOGRAFÍA     Ruairi O'Brien

REPARTO     Liam Neeson, James Nesbitt, Anamaria Marinca, Conor MacNeill, Richard Dormer, Mark Davison, Kevin O’Neill, Gerard Jordan, Juliet Crawford

Nacionalidad  Reino Unido   Duración   90 Min.

Premios :  2009: Sundance: Mejor dirección internacional, mejor guión World Cinemax




SINOPSIS

     Lurgan, Irlanda del Norte, 1975. Una guerra civil de bajo nivel se ha ido gestando, con el IRA, que apunta a legitimistas británicos; y la Fuerza de Voluntarios legitimista del Ulster, que exige la venganza contra católicos que ellos consideran militantes republicanos. Alistair Little, de 16 años, es el líder de una célula UVF (Fuerza Voluntaria del Ulster) impaciente por derramar sangre. Él y su cuadrilla reciben el visto bueno para matar a un joven católico, James Griffin. Cuando se perpetra el golpe, Joe Griffin, de 11 años de edad, ve con horror cómo muere su hermano. Treinta años más tarde, Joe y Alistair deben encontrarse, ante las cámaras, de cara a una reconciliación. Alistair ha cumplido su condena, y la paz se ha establecido en Irlanda del Norte, pero Joe Griffin tiene otros planes en mente.



Y me parece a mí

Gloria, habían escrito en la puerta del infierno 
 No es fácil hablar de culpa y víctimas. A veces, la mayoría, los interlocutores no tenemos la más mínima objetividad; simplemente hacemos un ejercicio de aproximación y especulamos sobre sentimientos, situaciones y dolores imaginarios. En "Cinco minutos de gloria", el director Oliver Hirschbiegel y su guionista practican un ejercicio de zambullida en las mentes de dos tristes protagonistas de un acto terrorista en la convulsa Irlanda del Norte de los años setenta y, tras bucear en viscosas aguas rojas buscando puertas o, al menos, ventanas de salida, concluyen que no existen las mágicas catarsis, los perdones tranquilizadores y las beatíficas redenciones.

La película es un espejo al que no se acercarán, con los ojos abiertos, quienes más lo necesitan: los que prefieren seguir alimentando el odio, porque han hecho de él su manera de vivir; y quienes pescan en los ríos revueltos de las aguas políticas, los que manipulan y tergiversan, sacrificando verdades y posibles soluciones ante el altar inciensado de sus dioses electorales.
Cuando el tiempo es incapaz de curar las heridas, solo un supremo acto de voluntad puede hacerlo: la titánica fuerza que a veces se requiere para vomitar un ¡se acabó!
Jaht

La nota media de Cinco Minutos de Gloria, según puntuación de nuestros seguidores fue: 9,00
 Asistentes: 56

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada